Planta árboles. Cultiva bosques. Restaura la Tierra.

Reduce tu huella de carbono

Las actividades humanas están acelerando el cambio climático. La mayoría de actividades que realizamos (ir a trabajar, comer…) requieren recursos como energía, tierra y agua. Los recursos que necesitamos para vivir son “limitados” porque el suministro no es infinito. 

El cambio climático también causa daños en los ecosistemas naturales (como los bosques). Por eso, es importante que plantemos árboles para restaurar las áreas afectadas. Sin embargo, dado que el cambio climático es un problema muy complejo, plantar árboles no es suficiente.

Como individuos, debemos realizar otras acciones positivas que reduzcan la cantidad de recursos que requieren nuestras actividades diarias. La siguiente lista de acciones pueden ayudarte a reducir tu impacto:

Agua

  • Cuando laves los platos, cierra el grifo mientras estés enjabonando la vajilla y ábrelo sólo cuando necesites enjuagar. 
  • Haz duchas cortas
  • Recoge el agua de la lluvia para regar tus plantas sin importar dónde estén (plantas interiores, exteriores, en el jardín o el balcón). 
  • Si hierves vegetales/legumbres/pasta en agua sin sal, guarda el agua para tus plantas. ¡Te lo agradecerán!

  • Apaga las luces cada vez que marches de una habitación, pronto se convertirá en un hábito 
  • Desenchufa el cargador de tu ordenador/móvil cuando no estén cargando. Algunos cargadores siguen consumiendo energía incluso cuando no están cargando nada. 
  • Cierra la puerta de la nevera/congelador mientras piensas qué vas a cocinar/comer
  • ¡Cámbiate de ruedas! Prueba a ir en bicicleta, patines, monopatín, patinete o cualquier otro vehículo con ruedas que te permita ir del punto A al punto B sin tener que usar el coche. El transporte puede ser divertido y a la vez beneficioso para el planeta.

Energía

Ropa

La ropa que llevas necesita recursos (tierra, agua, electricidad para hacer crecer y procesar el algodón).

  • Compra ropa de segunda mano
  • Dona/Vende ropa a tiendas de segunda mano o vintage
  • Lleva tu ropa al sastre o aprende a arreglar pequeños agujeros o ajustar la talla de tu ropa cuando se quede pequeña o grande
  • Elige calidad, de este modo, la ropa será más duradera. Evita el “fast fashion” cuando sea posible

Todos los alimentos que comemos necesitan recursos para cultivarse (tierra, agua, energía). Para reducir el desperdicio de comida (es decir, el desperdicio de recursos): 

  • Comprar y cocinar en pequeñas porciones, solo lo que necesitas para los próximos 1-2 días
  • Haz un festín con las sobras en lugar de tirarlas
  • Convierte los restos de vegetales en compost para tus plantas
  • Los animales necesitan mucha comida, que a su vez necesita tierra, agua y energía para cultivarse. Prueba a no comer carne una vez por semana (por ejemplo, los Lunes sin carne). Si lo consigues, ponte una meta mayor: intenta hacer una comida al día sin carne

Alimentos

Como individuos, tenemos el poder de reducir la cantidad de recursos naturales que necesitamos para sobrevivir. También tenemos el poder de realizar cambios en nuestros hogares, organizaciones, negocios y gobiernos, cada uno de los cuales puede realizar cambios positivos para reducir el uso de recursos y frenar la crisis climática.